El presidente Luis Abinader dejó iniciado el Plan Maestro de Desarrollo Turístico y Económico de las llamadas Zonas Turísticas del Norte del País, el que incluye el desarrollo de más de 40 proyectos de inversiones, inauguró una planta de tratamiento y dio el primer picazo para la construcción de un espigón para pescadores.

Abinader se encuentra en esta provincia desde la mañana de ayer donde realizó una serie de actividades que continúan hoy un periplo que se inicia a las 10:00 de la mañana con la inauguración del puente Abraham Gómez en Puñal.

A las 11:00 de la mañana el mandatario visitará el Hospital Cabral y Báez, el cual será sometido a un proceso de remozamiento desde su entrada principal, área de resonancia magnética, prequirúrgico, angiógrafo, UCI, así como el área de aislamiento y unidades UCI y odontología, oficinas administrativas y auditorío.

Planta de tratamiento

Este sistema de aguas residuales y línea de impulsión, fue construido con una inversión que supera los 320 millones de pesos.

Fue erigido fruto de un acuerdo de cooperación del Ministerio de Turismo, para la recolección y saneamiento de las aguas residuales del municipio, en beneficio de una población conformada por más de 20,000 habitantes.

El proyecto está compuesto por la red recolectora del alcantarillado sanitario, dos estaciones de bombeo y la planta de tratamiento de aguas residuales de procesos biológicos anaerobios.

 Abinader recordó que en su campaña electoral también anunció la conformación de un gran plan nacional, para dotar de agua potable a todas las comunidades del territorio nacional que carecieran del servicio, pero añadió que el plan para ejecución necesita más de un período.

“El cambio es real. Es inadmisible la situación actual del agua potable y no estamos dispuestos a seguir resistiendo esta situación” afirmó.

El mandatario recordó que el 80% del agua que se genera en el país se pierde y que el 50% de la población no la recibe.

Dijo que el Plan Nacional por el Agua, a desarrollar por el gobierno, contará con la participación de todos los sectores sociales y políticos del país.

“Desde el gobierno estamos acometiendo una serie de infraestructuras y reformas por todo el país que den la vuelta a la situación heredada y dé una solución definitiva a un problema que hace mucho debiera estar resuelto”, añadió.

La planta recolecta por gravedad las aguas residuales de la comunidad, de hoteles turísticos y sectores del municipio de Luperón, hasta dos estaciones de bombeo, y de ahí la envía a la planta de tratamiento que se encuentra localizada a dos kilómetros de la estación de bombeo principal.

Está integrado por una red colectora con tuberías de ocho y 12 pulgadas en PVC, SDR-26 y las aguas residuales recolectadas son impulsadas hacia la planta depuradora donde son tratadas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *