El sector eléctrico, que años atrás siempre fue el “Talón de Aquiles” en los acuerdos negociados por el país con organismos internacionales, por el peso de las transferen­cias en las finanzas públicas, sigue siendo una actividad de gran importancia para el desarrollo de la economía.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *